Las medidas de apoyo recientemente anunciadas por el gobierno federal para los estados productores de petróleo, cuyas economías se ha visto afectadas por la caída de los precios del crudo, son buenas, pero lo que realmente permitirá una reactivación es que termine de implementarse bien la reforma energética, consideró BBVA Bancomer.

Carlos Serrano, economista jefe del banco, destacó que ello redundaría en la llegada de inversiones importantes para la región, lo que beneficiaría a los trabajadores con más empleos, mejor remunerados.

Antes los trabajadores nada más tenían un posible empleador, ahora tendrán distintos y muy diversos, que visiblemente podrán elevar los salarios y aumentar el empleo. En este sentido, a pesar de que la coyuntura es complicada, en el mediano plazo la reforma creo que va ser lo que más pueda hacer por corregir la situación en estos estados, dijo.

En la presentación del estudio Situación Regional Sectorial, el economista de Bancomer destacó que Campeche, Tabasco y Chiapas son los estados que han registrado un mayor impacto en sus economías, por la baja en el precio del petróleo, con caídas de casi 8, 2 y 4%, respectivamente.

Consideró, empero, que la situación por la que atraviesan estas zonas es coyuntural y no arrastrará a la economía nacional en su conjunto, además de que previó que sea temporal.

No creemos que vaya a afectar al resto del país, hay que recordar que el petróleo ya no tiene la relevancia que llegó a tener para nuestra economía. Sólo 7 u 8% son exportaciones petroleras, es una economía que se ha despetrolizado en las últimas décadas; pensamos que es un problema focalizado en estos estados y no lo clasificaría como una situación de crisis, es una situación con choque adverso, pero al final de cuentas, sigue habiendo una industria de proveeduría y es un tema transitorio donde quizá lo peor ya pasó, refirió.

Agregó que los problemas de liquidez de Pemex ya están siendo atendidos y estimó que el pago a proveedores se concrete en el resto del año. Pensamos que estas medidas deben ser suficientes para enfrentar la problemática de ahora y en el mediano plazo, mejorará en la medida en que la reforma energética se traduzca en mayores inversiones y mayores empleos.

Carlos Serrano mencionó que mejores resultados de la reforma energética quizá se estén viendo en los próximos tres años y expresó que si la coyuntura de bajos precios del petróleo hubiera llegado sin la reforma, la situación de Pemex sería hoy aún más grave. Porque hoy la reforma le da a Pemex la posibilidad de corregir la situación a través de contratos con empresas privadas, (es decir) vender activos a empresas privadas.

 

Bancomer sigue con créditos

El economista jefe de Bancomer afirmó que la situación por la que atraviesan los estados petroleros y sus industrias no ha afectado la cartera vencida del banco y que, por el contrario, se sigue con los préstamos en la región.

Bancomer va a participar en estos programas que anunció el gobierno federal y, segundo, Bancomer identifica que hay proveedores de alta calidad con los que sigue habiendo relación. A través de estas medidas, el banco está apoyando.

Respecto de la industria petroquímica, el estudio de BBVA Bancomer refirió que ésta se beneficiará indirectamente de los cambios en las leyes y los procesos productivos.

El reto hacia adelante será la mayor integración de la petroquímica con la industria nacional del petróleo y el gas. Para lograrlo, será necesario que los porcentajes mínimos de contenido nacional en la proveeduría sean relativamente bajos y que se mantengan así a través del tiempo, para que se desarrolle una cadena nacional de insumos petroquímicos que sea internacionalmente competitiva, destaca.

 

Turismo y consumo, los de mejor comportamiento

BBVA Bancomer indicó que la mayoría de las regiones del país exhibirán un crecimiento económico en el 2016 similar al del 2015.

Carlos Serrano expuso, no obstante, que las que tendrán un mejor comportamiento económico en el año son las regiones turísticas, con un repunte superior a 4%, según los datos recientes en el sector. Asimismo, refirió que el consumo seguirá con comportamiento positivo.

La segunda región que mostrará el mayor crecimiento económico en el 2016 serán los desarrollos industriales, con una variación anual de 3.6 por ciento.

¿Qué regiones no irán tan bien? Lo que estará más complicado es todo aquello relacionado con el petróleo y a las exportaciones, por una menor demanda de Estados Unidos, concluyó el especialista.