El panorama económico nacional no influirá en las negociaciones entre el Sindicato Independiente de Trabajadores de la Industria Automotriz de la Volkswagen de México (Sitiavw) y el consorcio alemán VW. El arranque de las charlas conciliatorias, hasta el momento, marcha por un buen camino.

Hasta ahora, el marco negociador entre ambas partes es terso, Thomas Karig Gerecht es muy puntual al asegurar: “Hoy no vengo a hablar de la revisión, vengo a hablar de la universidad (Autónoma de Puebla)”. Pero ante la insistencia de los representantes de medios informativos, el  vicepresidente de Relaciones Corporativas de Volkswagen –esbozando una sonrisa– realizó un breve comentario: “Sí vamos bien, falta un mes y medio, vamos apenas empezando, adiós”.

Entrevistado al finalizar la inauguración del Centro Avanzado de Pruebas Analíticas no Destructivas de Materiales de la UAP, Thomas Karig Gerecht explicó que durante el arranque del proceso negociador salarial no se pueden hacer comentarios de más.

Los nueve mil 23 afiliados al Sindicato Independiente de Trabajadores de la Industria Automotriz, este 2016 acordaron solicitar a través de su líder, Rey David García Avendaño, un 10 por ciento de incremento al salario directo y 5 puntos porcentuales.

En tanto, el consorcio alemán con sede en Puebla pretende modificar 13  cláusulas del Contrato Colectivo de Trabajos. Entre las esenciales, sobresale generar un equilibrio a través de un banco de horas, que según los directivos de Volkswagen, necesita la empresa para mantener su producción. En contra parte,  la parte trabajadora solicita recambiar 15 de las 86 cláusulas en temas administrativos y de jornadas laborales que no perjudiquen a sus agremiados.

Reporte sindical

Claro en los conceptos que maneja el Sitiavw en el proceso que recién comenzó entre la organización con la empresa para dirimir el contrato colectivo de trabajo, Mariano Bueno destaca que sí existen condiciones para alcanzar los dos dígitos a favor de la planta laboral de la VW, pero reiteró que las charlas apenas han comenzado.

El vocero del Sindicato Independiente de Trabajadores de la Industria Automotriz de la Volkswagen de México (Sitiavw), precisó que ambas partes alcanzarán los puntos referentes al incremento salarial hasta agosto.

“Por el momento, las negociaciones marchan bien, tenemos confianza en la parte empresarial, pero la negociación marcha bien”.

El panorama financiero que se avecina a nivel nacional, por las altas en tarifas de energía eléctrica, gasolinas y gas –dijo– no será factor que altere las charlas conciliatorias entre sindicato y VW porque “el gas y gasolina suben para todos”, remató.

Desde su perspectiva, debido a la situación económica que guarda el país sumado al horizonte que observa la empresa, los trabajadores de la planta armadora tienen amplias posibilidades de alcanzar las metas, aunque reiteró que esto recién empieza.

Pero destacó que los trabajadores afiliados al sindicato no están en condiciones de alcanzar un acuerdo como lo tienen en España con un punto de equilibrio.

Aunque los salarios percibidos por la base trabajadora de la VW son buenos, no son suficientes por la volatilidad en precios de los productos básicos y de todos los insumos que realiza una familia para su manutención.

La parte crítica de las negociaciones será en agosto porque es el mes clave para evitar el paro de labores en caso de no llegar a un acuerdo.

Mariano Bueno, vocero del Sitiavw, confía en que las negociaciones para alcanzar la meta de los dos dígitos continuará así a lo largo de todo el trayecto pero con sus naturales “estira y afloja” hasta la conclusión de las mismas.