En el paraje "Terreno de Labor” de San Juan Pedraza, de la población de Santa Úrsula Chiconquiac, murió un hombre de 30 años de edad, tras haber recibido tres balazos, uno de estos en el tórax, sin que se conozca la identidad de los criminales o los motivos que tuvieron.

La Fiscalía General del Estado (FGE), a través de elementos de la Agencia Estatal de Investigación (AEI), tomó conocimiento de la muerte de Alejandro García Sandoval, cuyo cuerpo fue llevado al anfiteatro del Panteón Municipal para que el médico legista se hiciera cargo de la práctica de la necropsia.

El cuerpo de Alejandro presentaba tres impactos de bala, uno en el brazo izquierdo, otro en el tórax y el tercero en la espalda, sin que se precisara si entre sus ropas llevaba sus valores e identificaciones, para que se pudiera descartar el robo como móvil.

Elementos de la Policía Investigadora se entrevistaron con vecinos para saber si alguno de estos vio a él o los homicidas para tratar de ubicarlos.

Los familiares de este hombre acudieron a identificar el cuerpo, solicitando que les fuera entregado para los trámites del sepelio.