Karina, mujer de 42 años de edad, que presentaba problemas mentales, murió en forma trágica al caer a la cisterna de su casa en la colonia Las Ánimas, del municipio de Amozoc. Vecinos escucharon a la mujer gritar cuando cayó, pero creyeron que su esposo la había asesinado, lo que no fue cierto.

La noche del miércoles 19 de mayo, elementos de la Policía Municipal, además el personal de auxilio médico, se trasladaron al lugar, donde dieron fe del hallazgo de una mujer en el fondo de una cisterna.

En el domicilio cuenta con cámaras de video, por lo que se aprecia cuando la mujer, de manera accidental cae al fondo de la cisterna, incluso grita para pedir auxilio, por lo que los vecinos llamaron al 911, pensando que se trataba de una discusión entre una pareja.

Antes del accidente, Karina había discutido con su esposo, por lo que él salió el domicilio, ocurriendo instantes después el accidente.

Aunque se sabe que se trató de un accidente la muerte de la mujer, su esposo no aparece por ningún lado, por lo que no se descarta que haya escapado después de lo ocurrido.