Luego de las agresiones y el zafarrancho vivido el pasado viernes en las instalaciones de la Fiscalía General del Estado (FGE), este fin de semana la FGE anunció que a través de la Visitaduría General y la Fiscalía Especializada en Asuntos Internos, investigará las agresiones contra familiares de Zyanya, joven víctima de feminicidio.

A través de un comunicado, la Fiscalía de Puebla se deslindó del uso del químico contra los manifestantes, al asegurar que “no instruyó el uso de material alguno”.

El pasado viernes, tanto familiares de la joven como activistas feministas fueron rociados con gas pimienta cuando estos querían ingresar a las instalaciones de la FGE.

“La Fiscalía General del Estado de Puebla dio vista a la Visitaduría General y a la Fiscalía Especializada de Asuntos Internos para investigar el proceder de personal de la institución ante la manifestación: no se tolerarán excesos, ni conductas ilícitas. La Fiscalía ha respetado y respeta libertad de expresión y no instruyó el uso de material alguno”.

A tres años del fallecimiento de la estudiante en Medicina, Zyanya Figueroa Becerril, familiares de la joven exigieron a las autoridades investigar el caso como feminicidio.

La joven doctora fue encontrada sin vida en su departamento el 16 de mayo de 2018; la FGE dio por hecho que se trató de un presunto suicidio, pero sus familiares emprendieron desde entonces una lucha legal para exigir que se investiguen indicios que apuntan hacia un posible feminicidio.