"No somos delincuentes, somos campesinos", reclamaron vecinos de la localidad de Palmarito Tochapan, perteneciente al municipio de Quecholac, esto luego de los presuntos actos de violencia registrados la madrugada del pasado viernes 6 de Agosto por parte de quienes se identificaron como elementos de la Fiscalía General del Estado (FGE) y policías estatales.

Vecinas del lugar viven con el temor de volver a ser víctimas por parte de las propias autoridades; por lo que, exigen se detenga la violencia contra los habitantes de la localidad y piden la intervención del Presidente de México, Andrés Manuel López Obrador (AMLO).

Y es que sin una orden legal, presuntos elementos de la Fiscalía General de Estado (FGE) de Puebla y policías estatales arribaron de manera violenta a la junta auxiliar de Palmarito Tochapan, perteneciente al municipio de Quecholac, en donde además de agredir a vecinos del lugar, ingresaron a la casa del alcalde, José Alejandro Martínez Fuentes violentando a algunos de sus familiares que se encontraban en el interior.

Ante ello, el pasado 7 de agosto del 2021, pobladores de la localidad solicitan la intervención del presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, pues una vez más han sido violados sus derechos y garantías individuales.

En entrevista, vecinos de la localidad de Palmarito Tochapan, acusaron que fueron agredidos presuntamente por elementos de la FGE y policías estatales.

En el sitio, fueron agredidas una señora de 78 años (mamá del alcalde), así como sobrinas menores de edad que se encontraban en dicho domicilio.

De acuerdo a las declaraciones de las personas afectadas, los uniformados, presuntamente realizaron detonaciones al aire a fin de intimidar a la población que acudieron al domicilio del alcalde e incluso, vecinos de domicilios cercanos al munícipe acusaron que dichos elementos se encontraban en las azoteas y patios.

Luego de que concentrara un gran número de habitantes afuera de la casa del edil, los uniformados abandonaron el lugar, llevándose consigo las cámaras de seguridad del domicilio e incluso, objetos de valor.

En el lugar, dejaron abandonadas una unidad de volteo (con placas número: SM-13-003) y una camioneta tipo jeep, ésta última sin placas; así como también, una maleta con granadas,

“Hasta el momento no se reportan detenidos, solo agresiones a la ciudadanía y a infantes que al parecer estaban dentro de uno de los domicilios donde entraron estos elementos. La mamá del alcalde con 78 años de edad y sus sobrinas (menores de edad) sufrieron agresiones físicas por parte de algunos elementos de seguridad”, acusan.

La exigencia

Fue la mañana de este sábado 7 de agosto, que los habitantes de Palmarito Tochapan exigieron la intervención del presidente López Obrador pues, aseguraron que no es la primera vez que son víctimas de intimidación por parte de las autoridades.

Hasta el cierre de esta edición, el edil, José Alejandro Martínez Fuentes continúa aislado por haber dar positivo a Covid-19 y aunque estable, aún no ha realizado ninguna declaración o postura por este acto de violencia cometido la madrugada del viernes (a alrededor de las 3 horas).

Cabe mencionar que en la actual administración, el municipio de Quecholac figura como un territorio seguro, esto gracias a las tácticas implementadas.

A decir de los vecinos, estos actos de violencia e intimidatorios solo generan temor y confrontación con la ciudadanía, ya que no actúan conforme a derecho y pretenden sembrar armas y delitos en esta comunidad.