Al asistir a la reunión de delegados de programas sociales, presidida por Andrés Manuel López Obrador, Alfonso Durazo, próximo secretario de Seguridad Pública federal, informó que la estrategia para los próximos tres años es reducir entre el 30 y 50 por ciento los homicidios dolosos en el país.

“Lo que digamos se puede modificar porque el programa, mientras no se presente, está sujeto a modificación”, declaró tras el evento.

Dado que la relación entre la próxima secretaría y los gobiernos estatales será muy intensa, señaló, ha comenzado a comenzado a reunirse con algunos mandatarios. Además, dijo que, a sugerencia del propio presidente electo, podrían programarse reuniones diariamente por la mañana en estados y municipios para abordar planes de seguridad, tal y como se hará a nivel federal.

En el caso de Puebla, donde la elección a la gubernatura ha sido impugnada, Durazo señaló que, aunque confía en el triunfo de Luis Miguel Barbosa, esperará la decisión de las instancias jurisdiccionales correspondientes.

Con información de Excélsior y Notimex.