Los integrantes de la Comisión de Presupuesto aprobaron el proyecto para la edificación del Museo Internacional del Barroco (MIB), pese a las deficiencias que presenta en lo referente al financiamiento, monto y la temporalidad de pago; además, citaron a sesión extraordinaria para su discusión. Por su parte, el Revolucionario Institucional advirtió que, mientras no se cuente con la información, no pueden votar a favor.

El presidente de la Comisión de Hacienda e integrante de la de Presupuesto, Lauro Sánchez López, advirtió que en los documentos entregados a los diputados no se contempla lo referente a las amortizaciones, a las anualidades y el costo del recurso que aportará la iniciativa privada.

Sánchez López expresó que, al solicitar la información señalada, la respuesta fue que ésta no la tenían precisa, pues aducen que no se había firmado el convenio, por lo que se indicó a los miembros de la comisión que consiguieran y se agregaran a la minuta que se está enviando a la propuesta de iniciativa.

Insistió en que se está pidiendo la precisión sobre el tiempo del contrato para determinar a cuántos años y cuánto se va a pagar anualmente, pues es una información básica.

Indicó sobre el documento que, a pesar de las deficiencias, los diputados Antonio Gali, Mario Riestra Piña, Denisse Ortiz Pérez votaron a favor, e informó que él voto en abstención pues pidió que se volviera a discutir el asunto, que sesionara nuevamente la comisión, pero no se aceptó.

Comentó que en la sesión estuvo presente el diputado Zeferino Martínez, quien no es integrante de la comisión, pero al hacer uso de la palabra fue en el mismo sentido de exigir que se presente la información completa para tomar una decisión.

Dijo que sólo se comprometieron a dar la información pero sin ofrecer una fecha precisa para darla a conocer, aunque debería ser antes de que fuera al pleno

Sánchez López anunció que la bancada del PRI sostendría una reunión para discutir el tema y ver el sentido en el que habrá de emitirse el voto.

Respecto al argumento de la bancada panista en el sentido de que pueden perderse 500 millones de pesos a fondo perdido de la federación, comentó que hay que revisar otras situaciones pues están los 600 millones de pesos que estaría aportando el gobierno del estado, más los 250 millones de pesos de un terreno, pues se está aportando más.

El diputado del PRI indicó que es una situación que preocupa pues la ciudadanía debe tener certeza de los recursos que se van a aplicar.

Defiende Riestra el macro museo
El presidente de la Junta de Gobierno y Coordinación Política del Congreso, Mario Riestra Piña, defendió el proyecto para la edificación del Museo Internacional del Barroco y etiquetar recursos de manera plurianual para pagar el proyecto, y mañana podría haber una sesión extraordinaria para aprobarlo.

Entrevistado, previo al inicio de la sesión de comisiones unidas, dijo que uno de los requisitos para que el gobierno federal aporte 500 millones de pesos a fondo perdido es que el Congreso del Estado apruebe el proyecto, de lo contrario podrían perderse.

Explicó que, por el cambio de administración, surgieron nuevos requisitos por parte de la administración federal para el otorgamiento de los recursos, una vez que el anterior gobierno ya había etiquetado los recursos para Puebla, que contaría con el primer museo a nivel Latinoamérica de este tipo.

Riestra Piña aseguró que el monto que aportaría el gobierno en un esquema mixto de financiamiento será únicamente de 200 millones de pesos que corresponden al precio del terreno.

El proyecto
El viernes pasado, durante la última sesión del primer período ordinario, el gobierno estatal envió a los diputados locales la iniciativa para que se apruebe el pago del proyecto por varios años, pero sin mencionar cuántos ni cifras.

El gobierno tiene proyectada la construcción del primer MIB, de cinco pisos de altura, a un costo aproximado de dos mil 83 millones de pesos.

En un oficio que el secretario de Finanzas poblano, Roberto Moya Clemente, envió a la Secretaría de Turismo federal el 25 de junio de 2012, se habla del costo estimado con IVA incluido, y añade que la realización del proyecto durará 18 meses.

El documento oficial, firmado por el mandatario estatal Rafael Moreno Valle Rosas, señala que el proyecto del MIB tiene la finalidad de impulsar la actividad económica, turística y cultural del estado.

“El Museo Internacional Barroco logrará captar la atención de turistas nacionales e internacionales, con la finalidad de conocer y apreciar las riquezas artísticas, culturales y culinarias que ofrecen el estado, sus ciudades y pueblos.”

Indica que se ubicará al sur-poniente de la ciudad de Puebla, en la zona de mayor crecimiento, desarrollo comercial y educativo del área metropolitana.

Obligatorio el aval
Para que el proyecto sea avalado por la federación, ésta precisa en el artículo 24 de la Ley de Asociaciones Público Privadas que los compromisos plurianuales necesarios para la ejecución de este proyecto deberán ser autorizados por la Legislatura, así como por las Reglas de Operación del Fonadin.

“El Fonadin ha requerido que el H. Congreso del Estado tenga a bien autorizar las erogaciones plurianuales necesarias para cumplir con las obligaciones de pago a cargo del estado, (…) incluyendo aquellas obligaciones de pago en favor del Desarrollador respectivo.

Discrepancia en las cifras
Mientras en el documento enviado por el ejecutivo estatal se señala que la inversión sería superior a los dos mil millones de pesos, los datos aportados en el Congreso sólo estiman mil 400 millones de pesos.

La distribución sería con 500 millones de pesos a fondo perdido aportados por Banobras, que pertenecen al Fondo Nacional de Infraestructura; 250 millones de pesos aportados de manera directa por el gobierno del estado, a través de un terreno que está en el Eco Parque Metropolitano, y 650 millones de pesos del Proyecto para la Prestación de Servicios (PPS) que dan un total de mil 400 millones de pesos.

El PT irá en contra
El Partido del Trabajo, a través de su dirigente en la capital, Rafael Ramírez Hernández, manifestó el respaldo a la decisión de su diputado Zeferino Martínez Rodríguez, en el sentido de rechazar la propuesta, ya que no existe un proyecto real del mismo.

Cuestionó que, siendo el Centro Histórico la zona donde puede ejecutarse el proyecto con un plan integral sin necesidad de saquear inmuebles, ya que en sí se trata del principal centro barroco del país, se busque desperdiciar recursos en una mal entendida modernidad.