Mayor pobreza, comunidades marginadas, nula transparencia del manejo de recursos y constantes violaciones a los derechos humanos, es el saldo de los primeros cinco años del gobierno de Rafael Moreno Valle Rosas.

Así lo sentenciaron académicos y especialistas universitarios en el foro ciudadano sobre la gestión del gobernador, organizado por el Centro de Estudios del Desarrollo Económico y Social.

Para comprender la magnitud de la situación se destacó que en este sexenio10 personas llegaron a la pobreza cada hora en los primeros cuatro años del gobierno de Rafael Moreno Valle. Lo anterior se sustenta en los datos del Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval).

Invirtió en remodelación de estadio el mismo presupuesto educativo de 2016

Toda esta situación analizada por los especialistas, es derivada de una política donde se ha dado preferencia a grandes proyectos en los que solo se benefician grandes transnacionales e inútiles para el combate a la pobreza, como lo fue la remodelación del estadio Cuauhtémoc.

Alejandro Chávez Palma, economista de la BUAP, explicó se gastaron 688.5 millones de pesos para remodelar el estadio ubicado en la capital poblana, “en donde viven más de 732 mil personas en pobreza”.

Esa misma cantidad es la que se invertirá en el gasto educativo durante todo el 2016 en 13 institutos tecnológicos y 13 universidades públicas, agregó.

Pobreza fomentada con anuncios populistas

Al lanzar una crítica a los recientes anuncios de los regalos de pañales, uniformes escolares y escrituraciones, justo en año electoral, Chávez Palma, sentenció que las políticas sociales deben cerrar las brechas de desigualdad, más no fomentar el paternalismo.

“Hay que decirlo con fuerza, no necesitamos más programas sociales para repartir o regalar cosas cuando haya campañas electorales en puerta”, dijo el especialista universitario.

Chávez Palma, detalló que 342 mil 548 poblanos se sumaron a las filas de la pobreza de 2010 a 2014, lo que representa que cada año 85 mil 637 personas dejaron de tener ingresos suficientes para vivir.

Por lo tanto, se calificaron como obras innecesarias que no combaten la situación de pobreza, la construcción del auditorio Metropolitano de Puebla por 416.6 millones y el Parque del Teleférico en la zona de los Fuertes, por 143 millones.

Además el Portalillo y el ex Hospicio por 66.2 millones, la Constancia por 81 millones, la ex hacienda de Chautla por 140 millones y la construcción de la Casa Ronald McDonald por 15 millones de pesos.

Todo este panorama, dijo, ha generado que Puebla esté por encima de la media nacional en los ocho indicadores de pobreza: rezago educativo, servicios de salud, seguridad social, calidad en la vivienda, servicios básicos de vivienda, alimentación y población por debajo de la línea de bienestar.

PPS comprometen las finanzas futuras 

Destacó además que los Proyectos de Prestación de Servicios (PPS) hundirán más a los municipios en la miseria.

Explicó que a pesar de que el gobierno estatal niega que los PPS sean deuda pública, sí comprometen los recursos a largo plazo hasta por las cuatro próximas administraciones.

Y es que las deudas suman alrededor de 13 mil 480 millones, por proyectos como el Museo Internacional Barroco (MIB); el Centro Integral de Servicios (CIS), las plataformas de AUDI o la Estrella de Puebla.

Esta situación pesará más a los ayuntamientos que acordaron renovar su alumbrado público a través de PSS, dado que ese tipo de “endeudamiento” se tiene que pagar con recursos propios pero la recaudación en los municipios es inferior a la cantidad que tienen que cubrir, sentenció.