“¿Ya vamos a casa?” le preguntó un pequeño de escasos 3 años de edad a su tío Paúl Xicale, quien le respondió agachado y abrazándolo con lágrimas escurriendo, “ya mi’jo ya vamos”.

Así inició la fiesta del movimiento Cholula Viva y Digna, luego de que segundos antes Adán Xicale y su hijo Paúl, salieron de prisión tras estar detenidos 1 año, 1 mes y 23 días.

Su pecado o delito fue oponerse a las obras de construcción en la zona arqueológica de la Gran Pirámide de Cholula.

En medio de mujeres en llanto pero con grandes sonrisas, besos, abrazos, una banda de música, confeti y vivas, aprovecharon para lanzar la advertencia que sigue la lucha, ya que lo peor ha pasado.

Finalmente a las 20:30 horas de este lunes salieron del Centro de Reinserción Social de San pedro Cholula.

“Paul, inocencia comprobada”, “Adán absuelto” se leía en sus playeras caqui, color oficial de internos del penal.

Adán Xicale, retomó el liderazgo del movimiento, el que al parecer nunca dejó a pesar de estar en prisión todo este tiempo con su hijo y salió con más fuerza.

Fueron nueve delitos los que el ayuntamiento de San Andrés Cholula le imputo, cuando el 7 de octubre de 2014, osaron instalar un plantón frente a la presidencia municipal encabezada por Leoncio Paisano.

Este lunes finalmente quedaron dos delitos pendientes, el de motín y daño en propiedad ajena, ambos no graves, por lo que tuvieron que exhibir una fianza de 25 mil pesos cada uno para continuar el proceso en libertad.

A su salida fueron arropados por el presidente municipal de San Pedro Cholula, José Juan Espinosa, la ex diputada federal, Roxana Luna Porquillo, la académica e investigadora, Ana María Aswell y al menos 200 personas, quienes los vitorearon y hasta proclamaron héroes.

“Nosotros siempre nos consideramos que estamos absueltos porque hoy salimos bajo fianza por dos delitos pequeños, cuando ustedes saben q no se cometió ningún delito”, dijo Adán al micrófono.

“Pero era la forma de meternos a la cárcel, además se demuestra que en el Estado de Puebla no hay división de poderes, los poderes legislativos y judicial están sujetos a la decisión de una sola persona”, señaló.

“El poder judicial desde aquí lo acuso de que es instrumento de represión del gobernador del Estado, y desde acá le decimos q nosotros no tenemos ningún problema, ningún otro problema con personas particulares”

Pero enfatizó un temor, al señalar que temen por su seguridad, por lo que acusó a las autoridades poblanas de ser las responsables en caso de que les pase algo.

“Si sufrimos un atentado no es de ningún particular, es de allá, de Casa Puebla vendría y no como otros asesinatos de dirigentes políticos y represiones en contra de personas que los hacen aparecer que son problemas personales y nunca aclaran esas represiones en ninguna parte”.

“Por eso yo agradezco a todos los cholultecas, a las organizaciones sociales, al frente FOSSYPUE, a las organizaciones nacionales, la coordinadora nacional, q han dado a conocer el problema de Cholula, también a muchos académicos, las mismas universidades del estado de Puebla y muchos poblanos se han dado cuenta q esto era una represión política y no cerremos los ojos, es una represión política y nunca vamos a decir q no es cierto”, advirtió

“Yo invito a cerrar filas, que codo con codo sigamos defendiendo a nuestros compañeros perseguidos políticos que no pueden seguir saliendo de donde están, ocultos por el temor de que puedan caer a la cárcel”.

Asimismo retó al presidente municipal de San Andrés Cholula, a presentar los permisos de las obras que se están llevando a cabo alrededor de la Gran Pirámide.

El calvario de la salida

Recuperaron su libertad tras ganar un último recurso de apelación ante la justicia federal, lo reconoció en entrevista el juez penal de Cholula, Alejandro León.

Pero para poder salir, tuvieron que pasar un calvario burocrático de más de 10 horas, ya que el oficio de la salida, simplemente no llegaba por Correos Mexicanos, y eso que se envió desde el jueves.

Al mediodía, el juez explicó que los acusados de los delitos de daño en propiedad ajena y motín, saldrían bajo caución, pero nada más que llegara el oficio.

Los acusados promovieron un recurso de apelación que se remitió a la Segunda Sala del Tribunal Superior de Justicia que le dio trámite y resolvió la procedencia del recurso. La definición se dio desde el jueves.

A las 17:00 horas se liberó el documento que fue llevado al magistrado quien, a su vez, liberó el oficio al director del penal donde se instruía la libertad de los Xicale. Hasta las 20:30 horas se acabó su internado.