La coordinadora del grupo legislativo del Partido Revolucionario Institucional (PRI), Silvia Tanús Osorio, llamó a sus compañeros priístas a mantener la prudencia en torno a los cambios en las dirigencias, e indicó que hay que mantener la cabeza fría, además de que se ha dado el respaldo a Jorge Estefan Chidiac.

En entrevista, expresó que la reestructuración de este instituto político “no se puede empezar por los pies”  y consideró prudente esperar a conocer las definiciones nacionales antes de pedir relevos en las dirigencias locales.

Sobre las movilizaciones que se han dado por parte de supuestos priístas, dijo ser respetuosa de las manifestaciones que realicen algunos militantes y liderazgos partidistas,  así como de la opinión que puedan expresar, sin embargo, consideró que no se puede exigir la salida de ninguno de sus dirigentes si no es a través de los cauces institucionales.

Insistió en que primero deberá llevarse a cabo la elección de su próximo dirigente nacional para comenzar a sentar las bases de la reestructuración del PRI en todo el país, y posterior a ello, se definirá si habrá o no cambios en los comités estatales y municipales.

“Todos están en la libertad de hacer las manifestaciones que consideren, pero ante las instancias correspondientes. Las dirigencias tendrán que escuchar las voces de todos los militantes, sin embargo, insisto que primero se tendrá que definir la situación del Comité Ejecutivo Nacional para que a su vez pueda haber las reestructuraciones necesarias y suficientes en todo el país”.

Tanús Osorio, reiteró que están en su derecho de manifestar sus inconformidades en contra de alguna de sus dirigencias pero esto no significa que en automático se tengan que hacer los ajustes que exigen sin antes realizar una valoración sobre la necesidad de realizar algún cambio.

La legisladora sostuvo que todos son responsables de alguna manera de los resultados del 5 de junio, ya sea por acción e incluso por omisión, puesto que los que no hicieron su trabajo también son responsables.

En cuanto al papel que asumieron los partidos aliados al PRI, como es el caso del Verde Ecologista y Encuentro Social, cuya aportación electoral fue realmente ínfima, Tanús Osorio consideró que los institutos políticos coaligados al tricolor ya se dieron cuenta “del tamaño que somos”, porque  con la nueva Ley de partidos políticos, se puede medir el esfuerzo de cada uno de ellos, y sobre todo, lo que aporta en una elección, e incluso, afirmó que este hecho se vio tanto en los aliados de su partido, como los del PAN.

Asimismo, rechazó que la dirigencia estatal del PRI sea de las más afectadas por la salida de Manlio Fabio Beltrones, dado que además de ir paso a paso, se tendrá que hacer un análisis y después conocer si este hecho tiene o no implicaciones en los estados que sufrieron una derrota como fue el caso de Puebla.   

El pasado miércoles,  la denominada “Corriente Alterna del PRI” salió a las calles a manifestarse y exigir la renovación de los comités municipales empezando por el de Puebla capital, por considerar que no realizó el trabajo suficiente en el pasado proceso electoral acusando que fue un factor que abonó a su derrota.