El dirigente nacional de la corriente Nueva Izquierda del Partido de la Revolución Democrática, Jesús Ortega Martínez, cerró la posibilidad de una alianza en el 2018 con el Partido Acción Nacional, encabezada por Rafael Moreno Valle, al indicar que el Sol Azteca tiene cuadros competitivos.

A pesar de la alianza que mantuvieron durante seis años con el ahora exgobernador, la corriente a la que pertenecen Luis Maldonado Venegas y Carlos Martínez Amador, buscará otras opciones para participar en el próximo proceso electoral federal.

Ortega Martínez, impulsor de la alianza para llevar a la gubernatura de Puebla a Moreno Valle en 2010, precisó que su partido cuenta con los perfiles suficientes para competir solo en la carrera a Los Pinos y mencionó los nombres de Miguel Ángel Mancera, Silvano Aureoles y Graco Ramírez.

El líder de la corriente perredista Nueva Izquierda manifestó que el Sol Azteca no tiene precandidatos a la Presidencia de la República que sean externos al PRD y, aunque titubueó por un momento, rechazó también una posible alianza con Morena que tiene al puntero a Andrés Manuel López Obrador.

El senador de la república expresó: "No soy dogmático, yo no cierro puertas de manera definitiva, pero no creo que se pueda facilitar una alianza entre Morena y el PRD, creo que tenemos visiones diferentes de la vida democrática, pues Morena tiene la visión de un solo hombre, concentrador de todo el poder, mientras en el PRD tenemos una visión democrática de distribución del poder".

En el caso del PAN, reiteró que sería el mismo escenario, al menos hasta el día de hoy, dado que el PRD no está planteando una alianza para el 2018.

"Les reitero, nosotros no tendremos un candidato del PAN como Moreno Valle, pues con él en Puebla solo hicimos una alianza electoral, pero nosotros para el 2018 tenemos candidatos a la presidencia de la Repúbiica que son perredistas".

Además aclaró que en el Estado de México no se concretó la alianza PAN-PRD, por una serie de factores como el haber privilegiado cuestiones locales en lugar de asentarle un golpe al PRI previo a las elecciones del 2018.

En cuanto al actuar de Moreno Valle, Ortega Martínez aceptó que como en todos los gobiernos hubo aciertos y deficiencias, aunque en el caso de Puebla no quiso decir los errores en los que incurrió el exmandatario poblano.

Solo dos corrientes con RMV

De acuerdo a las 11 corrientes que existen al interior del Partido de la Revolución Democrática, solo dos, Foro Nuevo Sol y Galileos, apoyan una alianza con Acción Nacional para el 2018, el resto plantea ir solos o con los partidos  Del Trabajo y Movimiento Ciudadano.

Anaya marca su raya

El dirigente del Partido Acción Nacional, Ricardo Anaya Cortés, salió del Auditorio Metropolitano tan pronto como terminó la toma de posesión del gobernador Antonio Gali Fayad y no sostuvo ninguna reunión con la dirigencia estatal, a pesar de sentarse junto a Martha Erika Alonso y Jesús Giles.

A bordo de una camioneta azul, solo con su chofer, el líder panista dejó el estacionamiento del Auditorio Metropolitano para salir del estado.

Sin embargo, Anaya Cortés, mantuvo la cortesía hacia el exgobernador Rafael Moreno Valle al sostener que es su compañero y no un rival a vencer en el proceso interno rumbo al 2018, sin alianza con otros partidos.

En la entrevista dijo que es un cuadro importante dentro del partido Acción Nacional, pero aclaró que ahora están concentrados en las elecciones de 2017.

Para el líder del PAN el interés del partido es ganar las elecciones del Estado de México, Nayarit, Coahuila y Veracruz, posteriormente trabajarán en la elección presidencial.

“Les puedo asegurar que el PAN va a llegar unido a la elección presidencial y vamos a ganar la presidencia de México, para darle a México un gobierno honesto", puntualizó.

Asimismo, admitió que se reunió en privado con el presidente Enrique Peña Nieto en la residencia oficial de Los Pinos, pero negó que haya establecido con él un pacto para unirse contra Andrés Manuel López Obrador, en 2018 y para que la panista Josefina Vázquez Mota sea gobernadora del Estado de México.

Ricardo Anaya indicó que la reunión con Peña Nieto fue en torno a Donald Trump, a quien consideró "una amenaza real" para el país, por lo que recomendó no minimizar las amenazas del presidente norteamericano contra México.