A pesar de que será el 19 de agosto cuando se llevará a cabo la reforma a los estatutos del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena) para el proceso para la renovación de los órganos de dirección a nivel nacional, el cambio de dirigencia podría prolongarse debido a que "el partido vive un momento complejo, por la organización postelectoral", adelantó, Carlos Figueroa Ibarra, secretario de defensa de derechos humanos del partido político, quien tampoco se descartó para ocupar la presidencia del Comité Ejecutivo Estatal (CEE).

Entrevistado por Intolerancia Diario, Carlos Figueroa señaló que, la renovación de los órganos de dirección dependerá del pronunciamiento que realice el presidente electo, Andrés Manuel López Obrador, durante el "V Congreso Nacional" de Morena, el 19 de agosto, y de las reformas a los estatutos de este partido político. 

"Aún no hay una decisión con respecto a si se va a llevar a cabo la renovación de las dirigencias en este año, ya que el partido está viviendo un momento muy complejo y está incluso su dirigencia abocada a la formación de la organización del nuevo gobierno y entonces yo creo que habrá que esperar el planteamiento que va a ser Andrés Manuel el día 19 de agosto, dependiendo de lo que se diga en el Congreso Extraordinario se va a ver qué decisión se toma pero le adelantó que todavía se está estudiando el asunto si esta renovación se va a hacer en el corto plazo", puntualizó. 

El activista sentenció que la siguiente semana se tomarán decisiones relevantes para Morena, por lo que no se puede dar por hecho que haya una renovación a corto plazo de las dirigencias, a pesar de que este año culmine el periodo de los dirigentes estatales. 

De entrada, señaló que el cargo lo ocuparía Edgar Garmendia de los Santos, como lo refieren los estatutos del partido, debido a que Gabriel Biestro Medinilla dejaría el cargo para asumir su responsabilidad de diputado electo por la vía de representación proporcional, de tiempo completo. 

Formación de cuadros 

Como lo adelantó esta casa editorial, el 19 de agosto se llevará a cabo la reforma a los estatutos y la aprobación de un Instituto de Formación de Cuadros, por lo que este partido a nivel nacional tomará con seriedad este tema, con el objetivo de formar a los adolescentes y jóvenes en una ideología marcada por Andrés Manuel López Obrador, presidente electo de México. 

Carlos Figueroa Ibarra comentó que hay grupos de jóvenes interesados a ingresar al partido político, quienes hacen ya trabajo a favor de los más necesitados, en esa línea se implemente un Instituto de Formación de Cuadros que sirva para que más jovenes intervengan en las decisiones del país. 

Pero este Instituto no será exclusivo de jóvenes, ya que por medio de este órgano dentro de Morena, se podrán capacitar a los miembros del Partido de forma general, lo que se planea es que se siga al pie la ideología de no robar, no traicionar y trabajar por un cambio verdadero. 

Ahora que Morena es gobierno, Figueroa Ibarra señaló que es más fuerte el compromiso que la militancia debe asumir, para que se brinde ayuda a quienes más lo requiere, siguiendo la línea del presidente electo. 

Se quiere, por medio de este instituto, formar a líderes quienes contribuyan a una transformación del país y que ayuden desde su trinchera para que el presidente logre concretar el Plan Nacional de Desarrollo. 

"Hay otras labores que se vienen encima que está el instituto de formación política que es una institución muy importante y a la que le está poniendo mucha atención el partido a nivel nacional", refirió. 

Levanta la mano

Aunque se debe esperará a lo que determinen los consejeros concentrados en el V Congreso Nacional de Morena, respecto al cambio de dirigencia, Carlos Figueroa Ibarra no se descartó para participar como candidato a la presidencia del Comité Ejecutivo Estatal del Partido lopezobradorista. 

"Usted sabe que yo soy académico y por una cuestión natural pienso que ese sería un lugar bueno para mí, pero vamos a ver cómo se dan los acontecimientos y en el momento dado pues tendré que pensarlo y tomar una decisión", refirió. 

Y es que, su nombre ha trascendido en la base de Morena, como una opción sana para dirigir al instituto político, sin embargo, Figueroa Ibarra sentenció que esto dependerá de los estatutos que se aprueben la siguiente semana y de la aceptación que tenga con la base de su partido. 

Cabe señalar que, con él son dos morenistas quienes están en posibilidad de ocupar la dirigencia de Morena, ya que por otra parte, Abelardo Cuéllar Delgado se ha pronunciado al respecto, sin embargo, todo dependerá de los estatutos que se reformen y del grupo de consejeros que los apoyen.