Por segundo ejercicio consecutivo, trabajadores adheridos el Sindicato de Trabajadores al Servicio de los Poderes del Estado de Puebla y Organismos Descentralizados (STSPEOD), se podrían quedar sin incremento salarial, debido a un conflicto sindical.

El proceso de elección cumplirá un año empantanado, por lo que, Jhovani Oliver Gallo, dirigente electo, llamó a las planillas a desistir procesos en tribunales para que se solucione el conflicto.

En rueda de prensa, informó que son dos recursos de revisión en el Tribunal de Arbitraje, los que han detenido el proceso, lo que ha afectado a los trabajadores al servicio de los poderes del Estado y organismos descentralizados.

Por lo tanto, luego de que ganó la elección el 15 de diciembre de 2021, cuando rindió protesta al cargo, pero hasta ahora la dirigencia no ha recibido toma de nota por los procesos en los tribunales.

De este modo, no se ha podido negociar el aumento salarial de los 3 mil 200 trabajadores con base para 2023, por lo que no habrá incremento por segundo año consecutivo.

Oliver Gallo, recordó que triunfó con la planilla roja denominada “Unión, Compromiso y Servicios”, contra la que en primera instancia se presentaron cinco amparos, los cuales han tenido que sortear.

En 2021 fueron tres planillas que contendieron, proceso en el que tuvo mil 200 votos, por lo que surgieron inconformidades que derivaron  en los juicios de amparo, los cuales en su mayoría fueron sobreseídos.

Informó que tres amparos en contra fueron sobreseídos, mientras que los otros tres restantes, uno fue concedida para que se respetara el proceso y el del comité electoral igual fue sobreseído.

De este modo, quedó insubsistente la impugnación sobre la conformación de la asamblea, aunque dos se fueron a revisión.

“Estamos seguros que la sentencia será confirmada de manera favorable hacia un servidor y el comité que representó y que fue el que ganó la elección”, indicó.

De este modo, son dos recursos los que se encuentran en la última instancia, pero no se tiene una fecha exacta en la que se puedan resolver.

Podría ser hasta 2023 cuando haya un resolutivo judicial, ya que se atraviesan las vacaciones de diciembre y en promedio se tardan en dos o tres meses las audiencias.

Apenas, en agosto pasado le dieron el fallo a favor para que pueda tener la toma de nota, sin embargo, como están pendientes las resoluciones deben esperarse hasta que haya una definitiva por parte del Tribunal Colegiado.

Por lo tanto, la revisión salarial con el gobierno estatal se vería retrasada, por lo que los más de 3 mil 200 trabajadores que están agremiados no tiene representación, así como las jubilaciones y pensiones, además de la gestión de préstamos personales e hipotecarios.