Usted debe de estar enterado que antes de la medianoche del lunes, en la esquina de la 11 Sur y el Periférico Ecológico de la colonia San Francisco Mayorazgo, quedó el cuerpo sin vida de un hombre se aproximados 40 años de edad, que fue asesinado de 5 disparos de arma de fuego, uno de estos en el tórax y 4 más en la cabeza, por sujetos hasta el momento desconocidos.

Le comento que este hombre trabajó como guardia de seguridad en diversos centros nocturnos, además de que era guardaespaldas de un abogado conocido por sus constantes escándalos en bares y cabarets, donde tiene por costumbre no pagar las cuentas y agredir verbal y físicamente a las mujeres que trabajan como meseras o meretrices.

De acuerdo a las primeras investigaciones del crimen el hoy occiso se encontraba en su domicilio, cerca del lugar donde fue asesinado, y al parecer recibió una llamada telefónica lo que lo llevo a salir olvidándose de su celular y su cartera para llegar a la entrevista donde fue baleado.

Como le comenté en un principio, el hoy occiso trabajó como guarura de un abogado ampliamente conocido por sus escándalos en negocios de giros negros, donde ha llegado a secuestrar y a golpear a jóvenes mujeres, que se dedican al negocio más antiguo del mundo.

Este abogado tiene como gusto, cuando se encuentra ebrio o bajo alguna sustancia prohibida, retar a golpes a otros clientes, para luego divertirse viendo cuando sus guardaespaldas, a quienes les paga una miseria, los golpean hasta dejarlos inconscientes.

Este abogado, además ha tenido múltiples ingresos a prisión, acusado de estafar a sus clientes, por lo que algunos de estos han amenazado con hacer justicia por su propia mano.

Otro de los motivos por lo que tiene guardaespaldas.

Las investigaciones del crimen del guarura tienen varias líneas, pero todas llevan al sediciente abogado.

Que por cierto se hizo presente en las investigaciones, temeroso de que lo puedan relacionar. 

Nos vemos cuando nos veamos