Cerca de las 10 horas del jueves hombres armados levantaron a un productor mediano de hortalizas, oriundo del municipio de Tochtepec, que se ubica en la zona del Triángulo Rojo.

Lo interceptaron a un kilómetro de distancia de donde se encuentra el Arco de Seguridad de Cuapiaxtla de Madero.

Entre Tecamachalco y Tepeaca.

Los plagiarios se comunicaron posteriormente con su familia y le pidieron la suma de 3 millones de pesos.

Este es de los mucho a secuestros que se han registrado en la zona del Triángulo Rojo, donde los grupos delictivos se movilizan con toda impunidad.

Los secuestros en esta zona se han incrementado a la medida de que el robo de hidrocarburos ha venido disminuyendo.

La zona del Oriente de Puebla no va a tener disminución delictiva, todo lo contrario.

Secuestros como el que le he comentado van a seguir ocurriendo y aumentando.

El Triángulo Rojo en breve va a convertirse en un desierto.

Líder de las micheladas y las cuotas del Camaro

La noche del miércoles uno de los líderes del mercado Morelos, se vio envuelto en un conflicto legal.

Circulaba a bordo de un Camaro, con valor de millón y medio de pesos, pero no llevaba documentos que lo acreditaran como tal y fue detenido.

Durante las de 8 horas permaneció en las instalaciones de la Policía Estatal Preventiva (PEP), mientras parte de sus agremiados escandalizaban afuera, con mariachis, bandas y con protestas. 

Se pudiera decir que se trató de un acarreó de comerciantes, para presionar a las autoridades policiacas.

Presión que tuvo al final, resultados.

Y es que no está por demás, se trató de un líder que de la noche a la mañana se convirtió en un pequeño magnate, con dinero suficiente como para comprarse un Camaro y otras vidas más.

Y es que este líder es el protagonista principal de que el mercado se haya convertido en una cantina, con cuantiosos negocios de venta de micheladas y de bebidas espirituosas que le han dejado múltiples ganancias. 

Otro de los prósperos negocios del magnate de los marchantes, son las altas cuotas cobra a los comerciantes, además de los "pequeños" negocios en permisos extras en los mismos.

Imagine el lector cuánto gana un líder de comerciantes, sin invertir nada más que la labia política.

Nada más un comerciante paga entre 50 y 100 pesos diarios o hasta más, para poder trabajar sin ser molestado.

¿Cuantos comerciantes existen en el Mercado Morelos?

Luego le cuento más.