Mientras la diputada local, Blanca Águila Lima, realizaba su lectura en la sesión del pleno del Congreso del Estado, un grupo de habitantes de San Isidro Buen Suceso, municipio de San Pablo del Monte, desplegaron una lona con fotografías que documentan la tala clandestina en la montaña y la leyenda "La maldición de La Malinche".

En entrevista con el presidente de la Comisión de Medio Ambiente de la comunidad de San Isidro, Juan Ángel Luna Pérez, aseguró que están desesperados y hartos por el estado del bosque, pues no sólo la ha dañado la plaga del gusano descortezador, los talamontes también son un problema que persiste desde hace más de 10 años.

Los manifestantes afirmaron que han entregado oficios a legislaturas y gobiernos pasados, pero ante la falta de acciones reales buscarán cómo conseguir armas de fuego para hacer frente a los talamontes.

Los quejosos subrayaron que no sólo saquean el bosque, también han quemado propiedades de los habitantes y hasta les han disparado, resultando un integrante de la comisión herido en la cabeza por un arma de fuego, sin que perdiera la vida.

También afirmaron la necesidad de casetas de vigilancia en las entradas a la montaña, y la ayuda del Ejército, la Policía Estatal y la Guardia Nacional, pues es una actividad muy riesgosa, pero que de no tener una afirmación en su solicitud no dudarán en tomar las armas y cerrar la Vía Corta por el bien de los tlaxcaltecas.