Este jueves, en sesión del Congreso del Estado, por acuerdos políticos la Junta de Coordinación y Concertación Política (JCCP), encabezada por la diputada morenista, Marcela González Castillo, por mayoría de votos fueron cambiadas las directoras del área de Comunicación Social y Relaciones Públicas, Martha Águila Cuatlapantzi, y la titular de la Dirección Jurídica, Karla Daniela de Anda Flores.

Dicha remoción fue después de una evaluación realizada a su desempeño, según los legisladores en su propuesta de reforma presentada, por lo que Gonzalo Guizar Vázquez ocupó el lugar jurídico.

El cambio originó diversos posicionamientos entre los diputados, resaltando el morenista, Rubén Terán Águila, quien dijo ser respetuoso de la nueva designación y del trabajo de quienes dejarán las áreas, pues reconoció que desde la llegada de la actual legislatura todo el trabajo programado se ha efectuado en tiempo y en forma por las titulares de las áreas.

“Somos la legislatura menos golpeada con respecto a las anteriores, pero eso es producto del trabajo coordinado entre los diputados y las diferentes áreas y equipo del Congreso, por eso mi reconocimiento a estas profesionales”.

Aprovechó para dar a conocer que siempre pidió más personal en el área de comunicación sin embargo nunca se llegó al acuerdo.

PT en contra

En el caso del diputado del Partido del Trabajo (PT), Miguel Ángel Covarrubias Cervantes, señaló que con la destitución de los representantes de estas áreas se rompió la armonía y equilibrio del Congreso.

Reconoció que es normal tener diversos puntos de vista en un órgano plural, pero mediante el debate y construcción de acuerdos se puede permitir un mejor desempeño.

“Sin embargo a pocas personas les gusta tomar decisiones, mientras que a otras esperan a que alguien más les marque una línea, y tome las decisiones por ellos”.

Dejó en claro que asume todas sus decisiones, “sin que tenga alguien que mandarlo a traer o le dé un guion a seguir”, por lo que se mostró en contra de la remisión de Karla de Anda señalando que las circunstancias fueron políticas y adelantó reevaluará su posición dentro del poder legislativo y el trato que ha recibido dentro de la actual legislatura.

Todo esto, tras manifestar que nuevamente Morena no reconoce a su partido como la segunda fuerza política y descartándolo de espacios y decisiones que le pertenecen al partido.