La posible crisis que se vive en la Fundación Jenkins no afecta la estabilidad económica ni de calidad en la Universidad de las Américas Puebla, aseguró su rector, Luis Ernesto Derbez Bautista, quien aclaró que de los ingresos anuales que tienen, sólo el 3 por ciento es aportado por esa fundación.
Por eso, dijo que la crisis en la fundación Jenkins no le pega a la UDLA, “no, afortunadamente, porque una de las cosas que se acordó recién que llegué a la universidad, es tratar de convertirla en una institución que no tuviera dependencia de una sola fundación, eso fue aceptado por los señores Jenkins como parte del acuerdo al que llegamos”.
Aclaró que la UDLA, maneja mil 100 millones de pesos de presupuesto al año y de ese presupuesto la fundación Jenkins proporciona 2 millones de dólares, que son 36 millones de pesos al tipo de cambio actual, es decir, aporta un 3 por ciento de recursos anuales, aproximadamente.
La universidad, aclaró, no sobrevive de los donativos de la fundación Jenkins, “porque en los últimos 8 años hemos logrado ser autosuficientes, sino también podemos desarrollarnos con recursos propios y con el apoyo de los empresarios que están integrados al órgano rector, el consejo empresarial, tenemos recursos suficientes para continuar con los planes de inversión”.
Aseguró que lo que ocurra en la fundación Jenkins, es un asunto de los Jenkins, “aunque tenemos dos Jenkins en el consejo empresarial, pero no nos afecta, porque lo que ha hecho la fundación Jenkins en los últimos 6 años es prácticamente otorgar alrededor de 2 millones de dólares anuales a la UDLA, dinero que se utiliza directamente en adquisición de equipo y para mejorar laboratorios”.


UDLA busca recursos de otras fundaciones


Derbez Bautista, aseguró que en la actualidad, la universidad se hace llegar donativos de la fundación Monte de Piedad, “estamos recibiendo donativos de otras fundaciones pequeñas”, pero además, reveló que en México están platicando con el grupo Santander, que tiene el programa Universia.
Adelantó que la fundación Carolina, también ha otorgado becas y programas de apoyo, “ya estamos negociando un convenio para que nos respalde en intercambio de profesores, pero también lo que estamos buscando es que nuestros egresados abran la cartera de la generosidad y también nos vayan respaldando”.
Dijo que hasta el momento, empezaron un programa de búsqueda de fondos con egresados de la universidad, “lo lanzamos durante los festejos del 75 aniversario y está empezando a tener fuerza e impacto en donativos que serían, no grandes pero sí pequeñitos pero en una gran cantidad, lo que nos permite recibir otros 5 o 10 millones de pesos al año”.
Aclaró que las aportaciones que realiza la fundación Jenkins a la UDLA, dio como resultado que tenga dos lugares en el consejo empresarial, “ellos verifican algo que es fundamental para la fundación y para la UDLA, que es que la cantidad de donativos que entregó a la universidad, en terreno, en edificios, equipo, tienen el derecho de veto antes que podamos hacer cualquier enajenación de las propiedades”.
Aseguró que eso es fundamental, para que a nadie se le ocurra vender un pedazo de terrero, por lo que todo eso está totalmente conservado, guardado y desarrollado, “hay equilibrio y tranquilidad económica por la calidad, estamos manejando muy bien las finanzas de la UDLA como nuestra presencia en México y en el mundo”.


Hemos tenidos resultados positivos en todos los rubros


El rector de esa casa de estudios, reveló que son reconocidos como una de las mejores universidades del país y por eso, han tenido resultados positivos en todos los rubros, “ese reconocimientos mandan mensaje claro de la calidad que la gente percibe en la UDLA y su solidez tanto financiera como económica”.
Aseguró que en la actualidad, la UDLA reporta un 9 por ciento de crecimiento y mantiene los planes de crecimiento y desarrollo, “ahora mismo tenemos un programa de inversiones en equipo, equipamiento de laboratorios que rebasa los 50 millones de pesos, no en construcción sino en adquisición de equipo nuevo”.
Reveló que están por llegar a la universidad dos nuevos equipos de Arquitectura, además de equipo de Ingeniería, nuevas computadoras y equipo para Mecatrónica, además del área de Ciencias, Diseño y Comunicación, “tenemos un importante desarrollo y mantenemos un programa de contratación en el primer semestre del año”.